Refranes, proverbios y otras paremias sobre oportunidades

Al burro muerto, cebada al rabo

"Al burro muerto, cebada al rabo"

Con este refrán criticamos a quienes intentan colaborar cuando ya es demasiado tarde para ello.

Variantes:

  • Al burro muerto, cebada al rabo
  • A burro muerto, cebada al rabo
  • Al burro muerto, la cebada al rabo
  • Al asno muerto, la cebada al rabo
  • Al asno muerto, ponelle la cebada al rabo
  • A caballo muerto, la cebada al rabo
  • Muerto el burro, la cebada por el rabo

Sinónimos:

  • A buenas horas, mangas verdes
  • A casas viejas, puertas nuevas
  • A lo pasado no hay consejo ninguno
  • Castigar al perro cuando tiene el rabo tieso
  • Cuando vino el orinal, muerto era Juan Pascual
  • Después de vendimias, cuévanos
  • El conejo ido, el consejo venido
  • El llanto, sobre el difunto
  • Ida la liebre, palos en la cama
  • La casa quemada, acudir con el agua
  • Perdido el rebaño, cerrar el redil

Quien fue a Sevilla perdió su silla

"Quien fue a Sevilla perdió su silla"

En un sentido estricto, se utiliza para indicar que quien se ausenta de una reunión, habitación, etc. pierde el derecho a mantener el asiento o posición que tenía. En un sentido más amplio puede usarse para indicar que el alejamiento (de un negocio, por ejemplo) puede acarrear problemas en su gestión.

Este refrán tiene adiciones, de las cuales la más difundida es la siguiente: Quien fue a Sevilla, perdió su silla, y quien fue a Aragón se la encontró. Otras adiciones son las siguientes: Quien fue a Sevilla, perdió su silla, y quien fue a Jerez, la perdió otra vez; Quien fue a Sevilla, perdió su silla; quien fue y volvió, a garrotazos se la quitó. Algunas adiciones carecen de referencia geográfica: Quien fue a Sevilla, perdió su silla; quien fue y volvió, la recobró ( o encontró). Esta adición cambia también en función de la zona geográfica: Quien fue a Sevilla, perdió su silla, y quien fue a Morón, perdió su sillón. Asimismo, este refrán conoce muchas adaptaciones, en función de la zona geográfica en la que se emplee: Quien fue a Padrón (Galicia), perdió su sillón.

Variantes

  • Quien fue a Sevilla perdió su silla
  • Quien fue a Sevilla, perdió su silla; quien fue y volvió, a garrotazos se la quitó
  • Quien se fue a Sevilla, perdió su silla
  • Quien fue a Sevilla, perdió su silla, y quien fue a Aragón se la encontró
  • Quien fue a Sevilla, perdió su silla, y quien fue a Jerez, la perdió otra vez
  • Quien fue a Sevilla, perdió su silla; quien fue y volvió, a garrotazos se la quitó
  • Quien fue a Sevilla, perdió su silla; quien fue y volvió, la recobró
  • Quien fue a Sevilla, perdió su silla; quien fue y volvió, la encontró
  • Quien fue a Sevilla, perdió su silla, y quien fue a Morón, perdió su sillón
  • Quien fue a Padrón, perdió su sillón

Quien da primero, da dos veces

"Quien da primero, da dos veces"

Este dicho indica la ventaja que supone aprovechar la oportunidad de reaccionar o realizar algo antes que los demás, anticipándose a los acontecimientos.

Variantes:

  • Quien da primero, da dos veces
  • El que da primero, da dos veces
  • Quien da luego, da dos veces
  • Quien da presto, da dos veces
  • Quien presto da, da dos veces
  • Quein presto da, dos veces da
  • Quien pega primero, pega dos veces

Sinónimos:

  • De diestro a diestro, el más presto
  • La primera vale por dos
  • Quien antes nace, antes pace
  • Quien se adelanta, ese gana
  • El que primero llega, ese la calza
  • Quien primero viene, primero muele

Sinónimos parciales:

  • El que da primero, da dos veces

Páginas