Refranes, proverbios y otras paremias sobre el abuso

De lo que no cuesta, llenemos la cesta

"De lo que no cuesta, llenemos la cesta"

Se aplica a aquellas personas que, por no costarles dinero, abusan de la generosidad de los demás.

Variantes:

  • De lo que no cuesta, llenemos la cesta
  • De lo que no cuesta, lleno la cesta
  • De eso que poco cuesta, híncheme la cesta
  • De lo que no cuesta, se llena la cesta

Sinónimos:

  • Con pan ajeno, de sopas el tazón lleno
  • De lo que nada nos cuesta, hagamos la fiesta
  • De piel ajena, larga correa
  • Del pan de mi compadre, buen zatico a mi ahijado

A carnicera por barba, y caiga el que caiga

"A carnicera por barba, y caiga el que caiga"

Se utiliza este refrán para criticar la glotonería de quien no es capaz de poner freno a su apetito, así como cuando alguien, tras una comida, pretende pagar la parte alícuota aun cuando haya personas que prácticamente no hayan comido nada.

Nos cuenta Sbarbi que esta exclamación -que no tardó en convertirse en refrán- fue la respuesta que el abad de Veruela (Aragón) obtuvo de sus monjes cuando trató de disminuir la razón diaria de carne que aquellos recibían (3 libras, lo que equivalía a un quilo y 380 gramos), aun cuando el objetivo de aquella medida era el disminuir las frecuentes apoplejías que ocurrían en aquella comunidad.

Variantes:

  • A carnicera por barba, y caiga el que caiga
  • A carnicera por barba, y caiga quien caiga
  • A perdíz por barba, y caiga el que caiga

Páginas