Quien bien quiere a la rosa, aunque se pinche, no se enoja

"Quien bien quiere a la rosa, aunque se pinche, no se enoja"

Cuando se ama a alguien o a algo también se aprende a aceptar sus defectos y consecuencias negativas.

Imagen adjunta: 
"Rosa", de Rosana
Tipo de paremia: 
Referencia: 
No disponible